Por vez primera vez en un año, los presos de la Cárcel del Condado de Sonoma podrán ver a sus familiares y amigos mientras estén bajo custodia.

Las visitas en persona, las cuales se cancelaron en marzo de 2020 dado al coronavirus, empezarán el 1 de mayo, aunque se verán muy distintas a las precedentes a la pandemia.

Las personas que quieran visitar a los reclusos deberán hacer reservaciones con anterioridad y someterse a controles obligatorios de temperatura y exámenes de salud una vez que lleguen, dijo el Sargento Juan Valencia, portavoz del Sheriff del Condado de Sonoma.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.