La policía informa de que un trabajador de DoorDash, que llevaba comida a una casa de Michigan, dejó las bolsas con los alimentos, pero aprovechó el momento y robó un cachorro de 8 semanas de la familia.

Ashley Swinton, de en Warren, Michigan, reportó el robo de un cachorro de 8 semanas, llamada Bella, justo después de Año Nuevo. La policía procedió a investigar las imágenes de las cámaras de vigilancia para buscar pistas sobre el delito.

El crimen, presuntamente cometido por un conductor de reparto de 26 años de DoorDash, fue captado por una de las cámaras.

“Se ve a la mujer acariciar al perro. Supongo que estaba tratando de ver si el perro era agresivo o algo así. Luego se la ve levantar al perro y llevarlo directamente a su auto”, contó Swinton.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.