Arrestan al multimillonario Jeffrey Epstein y lo acusan de tráfico sexual de menores

El inversor Jeffrey Epstein fue detenido por cargos de tráfico sexual de menores. El gestor de fondos, que ya se había declarado culpable de haber explotado a adolescentes en un polémico acuerdo para rebajar la condena, comparecerá ante el juez.

El magnate es conocido por las relaciones que durante décadas tuvo con poderosos hombres de negocios y políticos, como Donald Trump, Bill Clinton, Alan Dershowitz y el príncipe Andrés de Inglaterra, entre otros.

Epstein ya forma parte del registro de delincuentes sexuales, tras llegar a un acuerdo en 2008 con la Justicia para aceptar una condena a 13 meses de prisión –además multas y la inscripción en el mentado registro– por llevar a docenas de menores a varias de sus mansiones en Florida, Nueva York, Nuevo México y en una isla privada del Caribe con fines sexuales.

El reciente arresto de Epstein se produce, de hecho, cuando se está revisando el mencionado acuerdo de culpabilidad que puso fin a la investigación federal contra él en 2008 tras ser impugnado por la Corte Federal de Florida. Un acuerdo que fue rubricado por el actual secretario de Trabajo del Gabinete de Donald Trump, Alex Acosta, entonces fiscal federal del sur de Florida.

En esta ocasión, según fuentes anónimas de la administración de Justicia, Epstein está acusado de pagar a menores de edad a cambio de masajes y abusos sexuales en sus domicilios de Florida y Nueva York.

Desde que en 2007 y 2008 se presentaron las denuncias, Epstein había logrado evitar que se presentasen cargos federales gracias a un acuerdo con la fiscalía para declararse culpable de delitos menores, lo que había desatado fuertes críticas. Las víctimas, supuestamente un grupo de adolescentes a las que prostituía, no pudieron declarar en el juicio al llegarse a un acuerdo.

Epstein inició su carrera como banquero y gestor de inversiones en el banco Bear Stearns, antes de fundar su propia firma, J. Epstein & Co, con la que se hizo multimillonario. A Epstein se le atribuye poseer la mayor residencia privada de Manhattan, una casa de 4.500 metros cuadrados junto a la Quinta Avenida.

Facebook Comments

Autor entrada: admin

Avatar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.