Alan García, expresidente de Perú, se suicida de un disparo

El expresidente de Perú, Alan García, ha fallecido en el hospital tras dispararse a sí mismo cuando la policía iba a detenerle en su domicilio en el marco de la investigación por escándalos de su presidencia relacionados con la corrupción.

Fue trasladado rápidamente al Hospital Casimiro Ulloa de Miraflores, a tan solo 600 metros del domicilio, pero el presidente no ha aguantado y ha fallecido horas después de ser intervenido. García estuvo al frente del Ejecutivo en dos mandatos: de 1985 a 1990 y de 2006 a 2011.

«Ha fallecido Alan García, viva el Apra», dijo Omar Quesada, secretario general del partido de García, quien se quitó la vida a los 69 años. El día anterior, en entrevista con RPP, dijo: «Creo en la vida después de la muerte».

El hecho se registró esta mañana al promediar las 6:45 a.m. García atentó contra su vida en el interior de su dormitorio en Miraflores. Los fiscales y policías tumbaron la puerta al escuchar el disparo.

A través de un comunicado, el hospital Casimiro Ulloa conformó que la muerte de Alan García se produjo a las 10:05 de la mañana «producto de una hemorragia cerebral masiva por proyectil de arma de fuego y paro cardiorrespiratorio».

«El expresidente ingresó al hospital a las 6:45 horas con el diagnóstico de impacto TEC grave por proyectil de arma de fuego y hemorragia incontrolable de base del cráneo. Posteriormente ingresó a la Sala de Operaciones a las 7:17 horas», precisaron.

Como se recuerda, el Poder Judicial autorizó el pedido del Ministerio Público para detener de manera preliminar durante 10 días a Alan García y otros investigados por el caso Odebrecht.

Junto a García, también se ordenó la detención de Luis Nava, secretario presidencial bajo el gobierno del líder del partido aprista, y Miguel Atala, ambos estrechos colaboradores del ex presidente y señalados como sus testaferros.

La situación legal de García se complicó después de que el pasado domingo se difundiera que la empresa Odebrecht, en el marco del acuerdo de colaboración que mantiene con la Justicia peruana, revelara que Nava, y su hijo José Antonio Nava, recibieron cuatro millones de dólares de la empresa para lograr el contrato de construcción de la Línea 1 del Metro de Lima.

Facebook Comments

Autor entrada: admin

Avatar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.