Sebastián Piñera es reelecto presidente

El candidato de Chile Vamos, Sebastián Piñera, ganó el balotaje al oficialista Alejandro Guillier y el próximo 11 de marzo volverá a recibir la banda presidencial de la socialista Michelle Bachelet. Su elección supone su segundo mandato, ya que dirigió el país entre 2010 y 2014.

El empresario de 68 años es el tercer hijo en una familia acomodada en que la cabeza de familia, su progenitor, era diplomático. Su infancia transcurrió entre Bélgica y Nueva York (Estados Unidos), donde su padre entró a trabajar en la primera oficina fuera del país de la Corporación de Fomento de la Producción (Corfo), hasta que la familia regresó a Chile en 1954.

Piñera, dueño de importantes conglomerados económicos, inició su carrera política como candidato a senador por Santiago Oriente en cupo de Renovación Nacional en 1989, elección en la que resultó electo al igual que el también ex Presidente Eduardo Frei Ruiz-Tagle (DC).

En 2005 fue candidato presidencial por primera vez, ya como militante de RN, oportunidad en la que perdió en segunda vuelta con la hoy Mandataria, Michelle Bachelet. En 2009 ganó la elección para la Primera Magistratura tras superar en el balotaje a Eduardo Frei Ruiz-Tagle.

Este año luchó nuevamente por representar a la derecha en la elección presidencial: ganó con comodidad la primaria de Chile Vamos, en la que se enfrentó a Manuel José Ossandón y Felipe Kast. Y en la elección de noviembre consiguió la primera mayoría con un 36,64 por ciento, lo que lo instaló en el balotaje junto a Alejandro Guillier, quien obtuvo el 22,74 por ciento.

Este domingo 17 de diciembre obtuvo una ventaja amplia para iniciar su segundo Gobierno el 11 de marzo, mandato que durará hasta el año 2022.

La derrota sufrida por el pacto gobernante en esta elección es una señal de alarma respecto a la falla de Guillier en aglutinar a todas las fuerzas políticas progresistas detrás de su candidatura.

Ni el apoyo conseguido del joven movimiento de izquierda Frente Amplio, cuya candidata logró un sorprendente tercer lugar en la primera vuelta, fue suficiente para darle el triunfo a Guillier.

La pelea entre el futuro gobierno, el Frente Amplio y la futura oposición será en el Congreso, donde el presidente electo no consiguió mayoría, lo que lo obligaría a tender puentes para sacar adelante sus proyectos.

Facebook Comments