Incendio descontrolado amenazó Santa Bárbara

Los residentes atestaron sus vehículos y huyeron, por lo que el centro de Santa Barbara quedó como “un pueblo fantasma” a medida que los crecientes vientos llevaban uno de los mayores incendios en la historia de California a la ciudad y a la cercana zona adinerada de Montecito.

Las evacuaciones obligatorias en Montecito y el vecino Summerland se efectuaron al tiempo que los vientos, que habían disminuido la víspera, recuperaron una fuerza cercana a los 48 kilómetros por hora (30 millas por hora), con ráfagas de aproximadamente 97 kph (60 mph).

Los bomberos estaban junto a sus camiones amarillos con las mangueras desenrolladas, listos para proteger el histórico San Ysidro Ranch mientras densas nubes de humo se alzaban de las laderas costeras, ocultando los cielos azules.

Una parte de Santa Barbara también se encontraba bajo evacuación obligatoria. El zoológico de la ciudad, que está cerca de dicha zona de evacuación, anunció que comenzó a meter a algunos de los animales en jaulas y contenedores ante la posibilidad de tener que abandonar las instalaciones.

Cuenta con cerca de 150 especies de animales, entre ellos un par de leopardos del Amur, una especie en grave peligro de extinción. Los trabajadores empezaron a meter buitres, cóndores de California y animales más pequeños en jaulas y contenedores a fin de estar listos en caso de que el fuego se acerque.

Miles de bomberos intentaron proteger a las comunidades costeras de uno de los mayores incendios forestales en la historia de California, mientras que una procesión fúnebre pasaba por las laderas quemadas en honor a uno de sus colegas que murió luchando contra las llamas.

Las cuadrillas limpiaron los arbustos y cavaron líneas de contención sobre vecindarios laderales en el condado de Santa Bárbara, aprovechando vientos un poco más tranquilos un día después de que las ráfagas avivaron un brote que provocó más evacuaciones. “Todo se mantiene muy bien”, dijo la oficial de información de bomberos Lisa Cox. “Miles de hogares se han salvado”.

Aunque las ráfagas se habían aliviado un poco, incluso los vientos de menor intensidad aún eran peligrosos, advirtió. El incendio al noroeste de Los Ángeles estaba contenido en un 45%.

Las imágenes de las noticias de televisión mostraron al menos una estructura quemada en la propiedad en el rico enclave de Montecito, y las autoridades dijeron que las evaluaciones de daños podrían tomar días.

Facebook Comments