“Diamante de la paz” de Sierra Leona fue subastado en $6,5 millones

El Gobierno de Sierra Leona ha vendido en una subasta en Nueva York uno de los diamantes sin cortar más grandes del mundo por 6,5 millones de dólares. Con ese dinero, que irá íntegro a las arcas de las autoridades sierraleonesas, se financiarán proyectos de desarrollo en el país.

La joya tiene el tamaño de un huevo y es conocida como el ‘Diamante de la Paz’. La piedra preciosa fue comprada por el joyero de lujo británico Laurence Graff, según explicó Martin Rapaport, presidente de Rapaport Group, la red de compañías de diamantes que administraron la subasta. “El 100 por 100 del valor de este diamante, se destinará al gobierno y al pueblo de Sierra Leona.

El Gobierno destinará el 59 por ciento de los ingresos fiscales, aproximadamente tres millones de euros, a financiar centros educativos y sanitarios, carreteras, infraestructuras de electricidad y acceso a agua potable. Algo que, según Rapaport, “nunca antes había sucedido en un país donde el 70% de la población vive en situación de pobreza y más de tres millones de personas no tienen acceso a agua potable.

Uno de los mayores joyeros de lujo del mundo, Laurence Graff, ganó la subasta en Nueva York.

El precio final no es una suma insignificante, pero no alcanza lo que el gobierno de Sierra Leona esperaba que la gema de 709 quilates pudiera recaudar.

“Quizá estamos lidiando con el precio de la transparencia”, dijo Rapaport.

La minería ilegal y la venta de los llamados diamantes de sangre han sido las mayores fuentes de conflicto en muchos países de África, incluido Sierra Leona. Ese fue el enfoque del presidente Ernest Bai Koroma en la subasta.

El diamante fue encontrado por una compañía encabezada por el pastor evangélico Momoh, quien lo entregó al gobierno con la esperanza de que pudiera manejar la venta a fin de obtener más ganancias y financiar un potencial desarrollo en Sierra Leona.

En mayo, el gobierno rechazó una oferta de 7,8 millones en una subasta en Sierra Leona, diciendo que podría obtener “el valor justo de mercado para los diamantes de Sierra Leona” en otros lugares.

La piedra es el tercer diamante más grande en la historia del país y el decimocuarto más grande jamás descubierto en el mundo, según Rapaport Group, la organización de joyas que ayudó a llevar la piedra a subasta.

En el pasado, los diamantes en bruto de tamaño similar se vendieron casi 10 veces más, dijo Tobias Kormind, director general de 77Diamonds.com, un joyero de diamantes en línea. El diamante “Constelación” de 813 quilates, por ejemplo, recaudó 63 millones el año pasado.

Facebook Comments