Johnson & Johnson fue condenada a pagar US$417 millones a mujer con cáncer

Johnson & Johnson, la firma más grande del mundo de productos de cuidado personal y de salud, se enfrenta a su mayor condena legal hasta el momento: deberá pagar US$417 millones a una mujer que desarrolló cáncer de ovario por usar su talco para bebé en su higiene íntima.

Un jurado de Los Ángeles, en California (Estados Unidos), determinó que la compañía no advirtió adecuadamente de los peligros de contraer la enfermedad al utilizar sus productos de talco, algo sobre lo que supuestamente tenía constancia.

La demandante, Eva Echeverria, una californiana de 63 años, dijo que comenzó a usar el talco para bebé de Johnson & Johnson cuando tenía 11. Fue diagnosticada con cáncer de ovario en 2007 y, según su abogado, Mark Robinson, su diagnóstico es terminal y se encuentra hospitalizada.

“Estamos agradecidos por el veredicto del jurado en esta materia”, señaló su abogado Mark Robinson, quien también aseguró que Johnson & Johnson trató de “ocultar la verdad durante muchos años”.

La compensación por daños es la más grande que la compañía de productos higiénicos ha tenido que pagar por las demandas que vinculan el talco con el cáncer de ovario.

En California aún están pendientes más de 300 demandas y en el país son más de 4,500 litigios los que enfrenta la empresa por la relación que sus productos Johnson’s Baby Powder y Shower to Shower tendrían con este padecimiento.

Las demandas establecen que Johnson & Johnson sabía o debía saber sobre los riesgos asociados con los componentes del producto, puesto que en 1994 la Coalición de Prevención del Cáncer notificó sobre estudios realizados que concluían que el uso de talco en el área genital representaba un alto riesgo de cáncer de ovario.

En mayo de 2016, el mismo tribunal ordenó que se pagaran 55 millones de dólares en Dakota del Sur por un caso similar. En ese momento, la empresa apeló la decisión del jurado.

“Desafortunadamente la decisión del jurado contradice 30 años de estudios de expertos que corroboran que el talco no es un producto perjudicial”, expresó en un comunicado la vocera de Johnson & Johnson, Carol Goodrich.

“Por más de 100 años, Johnson & Johnson ha ofrecido a los consumidores una serie de productos de talco beneficiosos, y seguiremos trabajando arduamente para superar las expectativas de los consumidores y satisfacer sus preferencias”, agregó.

A través de un comunicado de su vocera Carol Goodrich, Johnson & Johnson anunció que apelará este fallo judicial “porque nosotros nos guiamos por la ciencia”. Sin embargo, miles de mujeres han interpuesto demandas contra la empresa estadounidense pues aseguran haber contraído cáncer por el uso de sus productos recomendados para la higiene íntima.

Facebook Comments